banner
banner

#RunSnowdenRun

snowden

El 7 de junio a través de los diarios “The Washington Post” y “The Guardian” Edward Snowden, joven que trabajó para la CIA (Agencia Central de Inteligencia) desde la NSA (Agencia Nacional de Seguridad) y desde adentro conoció las entrañas del mayor monstruo de espionaje mundial,  reveló que el gobierno de Estados Unidos a través de dos programas distintos registra datos de llamadas en EEUU y accede a servidores de las principales compañías de Internet para buscar conexiones con el terrorismo internacional, textualmente Snowden dice: “Mis funciones me daban acceso a las listas de máquinas (ordenadores, teléfonos móviles, NDLR) espiadas en el mundo por la NSA”.

Así expone públicamente que el gobierno estadounidense interviene directamente las comunicaciones de los ciudadanos de todos los países a través del internet, guarda nuestras conversaciones “privadas”, nuestras posturas políticas, cada cosa que hacemos y decimos en internet consta en su matriz de acecho mundial.

El planeta entero demostró indignación ante la posibilidad de ver expuesta su intimidad por el espía Obama y sus organismos de inteligencia, exigíamos explicaciones tanto a quienes pedían nuestra información como a las empresas digitales que la proveían (Microsoft, Yahoo, Google, Facebook, PalTalk, AOL, Skype, YouTube y Apple ) ¿Tal vez esperábamos una justificación y disculpa, por vulnerar nuestra intimidad?

No solo no hubo respuesta al mundo por parte del gobierno del premio nobel de la paz, Obama, si no que se limitó a presentar tres cargos de espionaje y robo de propiedad gubernamental contra Snowden e inició sistemáticamente presiones contra China, Rusia y países de Latinoamérica que pudieran brindarle asilo, para que lo extraditen a Estados Unidos con el fin de juzgarlo por la filtración de información, como actualmente hacen con el torturado soldado Manning.

Con la astucia criolla permantente la torpe oposición ecuatoriana y sus representantes en las empresas de comunicación, se mostraron indignados porque Snowden presentó al gobierno de Ecuador un pedido de asilo diplomático y enseguida denunciaron el costo político que demandaría enfrentarse a la hegemonía del imperio para salvar a una persona de la posibilidad de la pena de muerte. Todos se notaron preocupados porque Snowden pudiera venir al Ecuador, nadie se manifestó intranquilo porque EE UU nos estaba espiando y robando información privada.

Según ha confirmado el propio presidente Putín, Edward Snowden se encuentra en el aeropuerto de Moscú,  nadie conoce el camino que tomará para continuar su travesía hacia un lugar seguro en donde sus derechos humanos e integridad física sea respetada, Ecuador está analizando su pedido de asilo y mientras tanto los usuarios de redes sociales, los espiados por el norte, desde cada computador seguramente intervenido por la inteligencia estadounidense, le mandamos la fuerza necesaria para que pueda salvar su vida, Corre Edward, o como diríamos los tuiteros: #RunSnowdenRun

0

Article Categories:
Internacional · Política · Portada
Likes:
0

Comments

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Menu Title